jueves, 23 de julio de 2020

El proyecto CENIT VIDA

El proyecto CENIT VIDA, definiendo VIDA como Valoración Integral de Algas, es una iniciativa tecnológica y científica que se promueve por trece empresas y veinticinco organismos de investigación. Los líderes del proyecto son Iberdrola Ingeniería y Construcción, junto al Ministerio de Economía y Competitividad, mientras que su financiación corre a cargo del CDTI. Pero, ¿cuál es su objetivo?



El objetivo de CENIT VIDA es desarrollar un concepto nuevo de ciudad bio, sostenible y autosuficiente a través de la generación de tecnologías y conocimientos.

En este aspecto, el proyecto se aplica a lo entornos más urbanos, en busca del aprovechamiento de recursos naturales, de las sustancias más contaminantes y de los residuos. El fin es crear una nueva cultura de aprovechamiento de lo que tenemos.

Por ello, el elemento principal de este ambicioso proyecto son las algas y las microalgas.

El uso de las microalgas como recurso natural


Las microalgas se consideran en un recurso natural infrautilizado y es que, se trata de un elemento de la naturaleza muy interesante por varias razones.

En primer lugar, tiene un uso energético con mucho potencial, por lo que es una fuente más de energía.

En segundo lugar, las microalgas están compuestas por muchos elementos con gran valor en el mercado. Entre ellos, las microalgas están compuestas por proteínas, lípidos, polisacáridos, carotenoides, espesantes, pigmentos, enzimas, esteroles y antibióticos. Pero, también tienen compuestos cosméticos, químicos y farmacéuticos que aportan propiedades antioxidantes y biocidas.

En tercer lugar, son capaces de transformar aguas residuales y sustancias varias en biomasa útil. ¿Qué es la biomasa útil? Es una materia de carácter orgánico que se obtiene después de un proceso biológico. Su obtención puede venir de compuestos de interés o de energía.

Así, conseguir biomasa útil con las aguas residuales y las microalgas es posible por la utilización de dióxido de carbono, que actúa como fuente carbona.

Las microalgas son, por tanto, sistemas naturales de depuración, que actúan y convierten los residuos en una fuente de biomasa renovable y limpia.

Las líneas de investigación de CENIT VIDA

 

Existen diferentes líneas de investigación en el proyecto CENIT VIDA y una de ella se basa en el desarrollo de sistemas nuevos de la bioproducción de microalgas más eficientes. Con ello, se busca minimizar el coste de producción y posibilitar el desarrollo industrial y su uso en distintas aplicaciones y formas.

De esta forma, Iberdrola Ingeniería y Construcción y el centro tecnológico AINIA han empezado con el diseño de los primeros fotobiorreactores de microalgas. Estos se basan en un sistema que intensifica de forma lumínica y térmica la microalga. Con esto, se estima conseguir unos mayores rendimientos al elemento y reducir los costes, así como mejorar la rentabilidad de la explotación de la microalga.

Para realizar un fotobiorreactor de las microalgas de forma controlada se necesita agua, principalmente, combinada con nutrientes como dióxido de carbono, nitrógeno y luz. Esta última permite el crecimiento y su bioproducción.

La investigación busca además trabajar este elemento en entornos desfavorables, es decir, entornos donde no haya mucha disponibilidad de luz solar. Gracias a la experiencia y a los conocimientos en microbiología, ciencia y tecnología de todo el equipo de trabajo del proyecto, esta primera línea de investigación está siendo posible y los resultados de la misma están siendo exitosos.

El reto final de CENIT VIDA es conseguir la llamada “biociudad”. Pese que inicialmente, el uso de estas microalgas está destinado a aprovechar un recurso natural en sectores como el farmacéutico, el alimentario, el agrícola, el cosmético o el residual, el proyecto tiene un reto más ambicioso.

Se persigue tener una ciudad que funcione al cien por cien con el mínimo impacto en la ecología, de forma que se consigan satisfacer todas las necesidades de carácter urbano de una manera compatible, siendo autosuficiente y sostenible.

Este es el proyecto CENIT VIDA. Un proyecto de investigación con microalgas que actuará de forma global y de forma integradora. Su objetivo final es hacer realidad el concepto de ciudad sostenible con el uso de este recurso natural.

Las microalgas serán, por una parte, la fuente de energía renovable de toda la ciudad, y, por otra parte, será la materia prima que abastecerá las necesidades de todos los ciudadanos en todos los sectores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario